miércoles, 26 de enero de 2011

Lavoisier, padre de la química moderna.


     La historia de la química es curiosa porque se ha estudiado durante siglos desde un punto de vista erróneo. El gran Aristóteles tuvo mucho que ver en este asunto. Este filósofo, en su faceta de científico (en aquella época no separaban es estudio de las ciencias y las letras, por suerte para ellos), llegó a la conclusión de que toda la materia estaba formada por cuatro elementos: tierra, aire, agua y fuego. Aristóteles era una persona muy inteligente, pero ahí se equivocó. También fue maestro de Alejandro Magno.

     Como sabéis, Alejandro Magno conquistó todo el mundo conocido del periodo Helenístico. Dentro de su afán de someter a todos los pueblos del mundo bajo su mandato, no era mala persona Alejandro. Tras una conquista lo que seguía era la integración de sus nuevos súbditos, por lo que fue una época de gran intercambio cultural. Esto hizo que las teorías de Aristóteles tuvieran una divulgación sin precedentes. Gran poder el de la comunicación. Así la teoría de la composición de la materia del filósofo griego pasó a ser la base de la alquimia.

     No digo que químicamente hablando no se avanzara nada desde el periodo Helenístico hasta la Revolución francesa, pero en los 21 siglos que separan estos dos periodos nadie tuvo huevos de decir, por ejemplo, que el agua no es un elemento. 21 siglos. Se dice pronto.

     Ya os podéis imaginar la cara que se les pondría a los científicos del siglo XVIII cuándo llegó Lavoisier, un abogado (otro ejemplo de genio que estudiaba ciencias y letras) francés, hablando del hidrógeno y el oxígeno. El descubrimiento (y nombrabiento) de los elementos hidrógeno y oxígeno y mi nacimiento están separados por dos siglos. La química moderna es una ciencia jovencísima. Y voy yo y me entero de rebote. "Historia de la química" debería ser una asignatura troncal de primero de carrera.

     Lavoisier hizo muchas más cosas por la química en su corta vida, como formular la ley de la conservación de la materia o inventar la nomenclatura de los compuestos, que todavía hoy se usa en formulación. Y más cosas hubiera hecho si no le hubieran guillotinado a los 40 años por tener acciones en una empresa llamada "la granja" que se dedicaba a la recaudación de impuestos. Al recibir la noticia de esta muerte se dice que el matemático Lagrange dijo "Ha bastado un instante para segar su cabeza; habrán de pasar cien años antes de que nazca otra igual"
 
 

18 comentarios:

  1. Isabel Pantoja20:39

    Yo, como todo el mundo sabe, no soy muy amiga de pagarle al fisco, pero me parece mal que a este señor lo mataran por tener acciones de una empresa que se dedicaba a recaudar impuestos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo1:05

      eso emparte era um roo a la peblacion

      Eliminar
  2. Te tengo que decir Isabel, que dicen que fue una excusa. Al parecer le había negado la entrada varias veces en una asociación científica a un mierda que quería entrar con enchufe. El enchufe no le sirvió para entrar, pero sí para mandar que le cortaran la cabeza a su enemigo. Al enterarse de la decapiación de Lavoisier, el matemático Lagrange dijo: "Solo un minuto para cortar esa cabeza, y cien años podríano no darnos otra como ella"

    ResponderEliminar
  3. El verdugo (Isbert)10:43

    Cuenta la leyenda que la cabeza de Lavoisier, una vez desprendida del cuerpo por la guillotina, se volvió en el cesto y acertó a decir: "¡Menudo elemento soy¡". Sin embargo, no hay ningún elemento químico que se llame Lavoisier (al menos en mis tablas).

    No penséis que la anécdota es mentira porque, durante unos segundos, la cabeza del guillotinado sigue siendo consciente y sabe que es una cabeza de guillotinado desprendida del cuerpo y yendo a parar a un cesto.

    ResponderEliminar
  4. Universidad Complutense de Madrid11:32

    María Docavo, le informanos de que ya puede recoger su título universitario. Lo tendrá que hacer personalmente y mostrando su DNI y el resguardo de haberlo pagado. Si quiere que lo recoja una tercera persona le tiene que hacer un poder notarial.

    Un cordial saludo

    ResponderEliminar
  5. Estoy inquieta, pero no se si es porque la cabeza de Lavoisier hablara una vez separada de su cuerpo, o por el hecho de que la Universidad Complutense escriba en mi Blog.

    ResponderEliminar
  6. Excelentísimo y Magnífico Rector de la Universidad Complutense19:42

    Soy magnífico, lo sé…y, por extensión, también lo es la guapa funcionaria de mi universidad que, con tan delicada caligrafía, te ha informado sobre tu título unos dos magníficos comentarios más arriba.

    ResponderEliminar
  7. Universidad Nacional de Educación a Distancia12:47

    De todo lo anterior, induzco que al que hay que localizar a la mayor brevedad es al maestro de Zapatero.

    (por cierto, escribo yo en persona, nada de funcionarias)

    ResponderEliminar
  8. El Maestro Armero13:39

    Hola UNED, ¿me buscabas?

    ResponderEliminar
  9. Lavoisier13:49

    C'est une chanson qui nous ressemble.
    Toi, tu m'aimais et je t'aimais
    Et nous vivions tous deux ensemble,
    Toi qui m'aimais, moi qui t'aimais.

    SOY ABOGADO Y SÉ MUCHA MÁS QUÍMICA QUE UN QUÍMICO....jajajaja!!!!JAJAJAJA!!!!HAHAHAHAHA!!!!

    ResponderEliminar
  10. Vale, se puede escribir en el idioma que os parezca, pero hay que poner traducción, que el francés y yo no tenemos mucha relación, muy a mi pesar.

    ResponderEliminar
  11. Lavoisier9:55

    Hola María, qué tal? Agradezco de veras el detalle de hacer una entrada sobre mí. Veo que admiras mi obra, mis descubrimientos y, también, mi azarosa vida… No creía yo que iba a sorprenderte tanto….joder María…la verdad es que comentas unas cosas de mi que me hacen sonrojar. Y, encima, ahora vas diciendo por ahí que te hace falta un francés en tu vida…tia…está clarísimo. Si te molo, la cosa no era tan difícil. Aunque, en verdad sí porque cometí la tontería de reencarnarme en boquerón (no te preocupes que supero la talla mínima y estaré a la altura). Ando (nado) por tu bahía. 6567789909, llamame.

    ResponderEliminar
  12. Aristóteles12:13

    No llevas razón...maldito picapleitos.

    ResponderEliminar
  13. Robin Hood12:16

    Mira...Lavoisier (anda que el nombre), si te hubiera cogío yo por banda...!!!!

    ResponderEliminar
  14. Alejandro Magno14:03

    Aristóteles tio...tanto examen y tanto trabajico pa na... Y encima me suspendías!!!

    ResponderEliminar
  15. sardina universitaria18:40

    A veces sueño con la cabeza de Lavoisier bailando una sardana, aunque no sé cómo, porque necesitaría pies y manos. Pero al tratarse de un sueño se permiten todo tipo de licencias...De vergüenza

    ResponderEliminar
  16. Aristoteles21:01

    Alejandro eres el alumno más maricón y engreido que he tenido jamás.

    ResponderEliminar